Menú

La alegría de poder ser lo que somos, en plenitud

La alegría de poder ser lo que somos, en plenitud

somos lo que somosEs bueno tener aspiraciones, dejar volar la mirada más allá del horizonte inmediato…

Es de cuerdos querer superarse a sí mismos, no contentarse con mínimos, que  conducen a la apatía y al decaimiento…

Es plausible, altamente encomiable, tener iniciativas que eleven nuestra capacidad creativa sin techos ni fronteras…

Manifiesta una alta calidad humana querer compartir lo mejor del otro, que complementa nuestras carencias…

Honor y reconocimiento público a los que se fijan metas más allá de lo vulgar y prosaico, sabiendo que el premio no es llegar al pico más alto, sino haberlo intentado sin miedos…

Animemos a los niños, adolescentes y jóvenes a salir de su yo, mostrándoles que más allá de su concha  de cristal hay vida y la hay en abundancia…

Superemos complejos y digamos a los pusilánimes: niños, jóvenes, adultos ancianos y a los seres vivientes que pueblan nuestra tierra: sube más alto, tu eres más de lo que aparentas y piensas…

Que nadie diga que ya llegó a su tope de posibilidades  en la vida, que lo suyo, ahora, es recrearse, disfrutar del pasado nostálgico, de los años pletóricos de su juventud…

Que nadie piense, al llegar a la edad madura, que el manantial de su vida se secó como en un tórrido verano que seca las hiervas y los sembrados o el invierno gélido que hiela hasta el aliento…

Pero de ahí a pensar que mi huerto no tiene flores o que las flores del vecino son siempre más bellas que las de mi propio jardín hay un acantilado…

De ahí a creer que no puedo ser yo, el yo ilusorio que yo mismo he creado, sin apropiarme de lo del vecino, llámese físico, capacidades o formas de ser o de pensar, hay toda una historia de frustraciones y fracasos…

El vaso no es menos vaso ni contiene menos agua por  no tener la capacidad del cántaro o de  la tinaja: cada cosa para lo que es y para su función específica…

Las personas no crecen a lo ancho y a lo alto, sino desde su interioridad, desde la propia conciencia de su valía, desde la certeza de que cada uno es único e irrepetible, tanto, tanto, que nadie puede reemplazarle del todo en su misión en la vida…

El Power-point que adjunto, “Somos lo que somos”., sencillo y profundo a la vez,  es una de esa perlas escondidas que nos muestran verdades de toda la vida, para jóvenes y adultos, hombres y mujeres, pobres y ricos, creyentes y no creyentes…El cuento del jardín recupera la mejor tradición de las fábulas clásicas, que nos muestran a las claras de que pasta estamos hechos y por donde tenemos que caminar si queremos llegar a ser nuestro mejor yo, que, curiosa y sorprendentemente, no está fuera de nosotros sino dentro de nosotros mismos, desarrollando nuestras propias capacidades en plenitud.

“Somos lo que somos”

Un rey fue hasta su jardín
yY descubrió que sus árboles,
arbustos y flores se estaban muriendo.

El roble le dijo que se moría
porque no podía ser tan alto como el Pino.

Volviéndose al Pino lo halló caído
porque no podía dar uvas como la vid,
y la vid se moría
porque no podía florecer como la Rosa.

La Rosa lloraba
por no ser fuerte y sólida como el Roble.

Entonces encontró una planta,
un clavel floreciendo y más fresco que nunca.

El Rey le preguntó:
“¿Cómo es que creces tan saludable
eEn medio de este jardín mustio y sombrío?”

La Flor contestó:
“Quizás sea porque siempre supuse
que cuando me plantaste querías Claveles.
Si hubieras querido un Roble
lo habrías plantado.
En aquel momento me dije:
Intentaré ser Clavel
de la mejor manera que pueda.
Y heme aquí:
El más hermoso y bello Clavel de tu jardín”

Así a veces nos pasa a nosotros…
Vivimos marchitándonos;
en nuestras propias insatisfacciones,
en nuestras absurdas comparaciones con los demás…

Si yo fuera, si yo tuviera…
Si mi vida fuera…

Siempre conjugando un futuro incierto,
en vez del presente concreto,
empecinados en no querer ver,
que la felicidad es un estado subjetivo y voluntario.

Podemos elegir hoy,
estar felices con lo que somos,
con lo que tenemos
o vivir amargados
por lo que no tenemos o no podemos ser.

Solo podremos florecer
el día que aceptemos “Somos lo que somos”,
que Dios nos hizo únicos e irrepetibles
y
que nadie puede hacer
lo que nosotros vinimos a hacer.

“Comienza haciendo hoy lo que es necesario,
después lo que es posible
y de repente estarás haciendo lo imposible”
(San Francisco de Asís)

Amigo:
Que la vida te sonría,
de no ser así sonríele tú a la vida.

Descarga el Power Point “Somos lo que somos” aquí:

Formato PPT (Power Point):
PDF

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Sobre mí

Soy Félix Villafranca, un misionero de la Congregación de la Misión que actualmente reside en Albacete (España).

Bienvenido a mi blog... aquí encontrarás mis reflexiones y experiencias durante más de 50 años como feliz sacerdote.

Entradas recientes

Comentarios recientes

Calendario

julio 2018
L M X J V S D
« Jun    
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031  

Archivos